La mosca negra se queja del trato recibido en Zaragoza

1

La mosca negra se queja de la mala imagen que se la creado injustamente. “Nosotros sólo queremos hacernos querer y recibir el amor que intentamos transmitir”, declaró la mosca. En Zaragoza se han registrado miles de picaduras causadas por este insecto.

La Asociación por la integración de la mosca negra en la sociedad (AIMNS), revindica un trato digno para todos estos simúlidos. “No están siendo justos con las pobres moscas, sus picaduras están siendo mal interpretadas, ellas no quieren hacer daño alguno, sólo quieren encajar en la sociedad y hacer ver que son insectos decentes, no como esos mosquitos trompeteros, esos son gentuza”, explicaba el presidente de la asociación.

Quejas por el maltrato recibido en la sociedad

Muchos han sido los veranos en los que este tipo de insecto se ha visto discriminado por las molestias y daños físicos causados, pero hartos ya de tanta vejación, la mosca negra, a través de su asociación AIMNS, ha decidido poner fin a todas las injurias que durante tanto tiempo ha estado recibiendo este colectivo. El presidente de AIMNS ha sido el encargado de dar voz a todas las moscas negras y ha dicho claramente que a partir del verano próximo “las cosas cambiarán”.

“Estamos cansadas de que no se nos escuche, somos un insecto cariñoso, el problema es que el ser humano confunde nuestros aleteos y picaduras como algo malo, cuando realmente es totalmente lo opuesto, lo que tratamos de demostrar es nuestra admiración por vosotros”, manifestaba.

Habrá manifestaciones en la puerta del Ayuntamiento

Después de haberse hecho públicas las quejas por parte de la mosca negra, el colectivo al completo trasladará su descontento a la puerta del Ayuntamiento de Zaragoza, ahí se encargarán de reprochar al alcalde su malestar por el trato recibido durante tantos años.

“Ya iba siendo hora de reclamar nuestros derechos, somos insectos encantadores y se no está tratando como despojos”, “el problema está en que vivimos en una sociedad racista, si se nos llamase mosca blanca no habría problemas”, declaraban algunas moscas indignadas.

 

 

 

 

1 Comentario

Dejar respuesta

ocho − cuatro =