El barrio hipster de La Magdalena pasa a llamarse El Cupcake

18

La decisión se tomó en la última asamblea del Colectivo por las Gafas de Pasta sin Cristales, el cual planea también instalar un gran triángulo con “pajaritos cools” en una de las plazas del barrio.

Con asombro y simpatía es como los vecinos del ya antiguo barrio de La Magdalena han recibido la noticia del cambio del nombre. La decisión, según los promotores, se ha tomado para adecuar el barrio a los nuevos tiempos, y cuenta con el beneplácito del Ayuntamiento y de la marca optimista de moda,  Mr. Wonderful.

Plaza de la Versión Original Subtitulada

Otra de las propuestas que se están planteando desde el consistorio, en constante conversación con los vecinos del barrio, es la de la transformación de la Plaza de San Agustín, junto al Centro de Historias. El proyecto, del que aún faltan por concretar algunos flecos, consistiría en la instalación de un gran triángulo hueco, icono geométrico de los hipsters, y de nidos para algunas determinadas razas de pájaros. En concreto se baraja la posibilidad de establecer colonias de camachuelos, colibríes, vencejos y golondrinas. “En el barrio sólo hay palomas. Eso no mola, tío… Queremos inspirarnos, ¡Somos artistas!”, comentaba uno de los auto-denominados modernos. “Estábamos entre poner pajaritos cools o llenar el barrio de imágenes de la Vía Láctea. Nos encantan las galaxias… Aunque como le empiecen a gustar a la gente común tendremos que buscarnos otra cosa ridícula a la que adorar”, añadía. Lo que sí parece estar más claro, según nos indican, es que la plaza cambiará su nombre por el de Plaza de la Versión Original Subtitulada, otro de los conceptos básicos con los que se asocia a la cultura hipster.

Clases gratis de inglés para pronunciar el nuevo nombre sin problemas

Gracias a las entidades y academias de idiomas del barrio se van a llevar a cabo varios cursos de pronunciación, dirigidos sobretodo a las personas de edad más avanzada. Precisamente son tanto los más ancianos como los gitanos los colectivos que, según ha podido constatar Errado de Aragón, se muestran menos favorables al cambio. “¿Qué dices, payo? ¡Que cupqueic, ni que canqueic! Yo voy a seguir llamando al barrio Magdalena”, decía uno de los vecinos consultados. “Esto es una tontería de los payos, ¡válgame el señor!”, añadía con irritación.

La Magdalena, un barrio de barbudos

En los últimos meses el barrio de La Magdalena de Zaragoza se ha convertido en el epicentro de los tatuajes de triángulos, las camisas con pájaros exóticos, las barbas y las gafas redondas o de pasta. De hecho, según un estudio facilitado a Errado de Aragón por los propulsores del cambio de nombre, el Colectivo por las Gafas de Pasta sin Cristales, tres de cada cuatro habitantes del barrio consideran que una magdalena es más mainstream que una magdalena con crema de mantequilla por encima, también conocidas como cupcake.

18 Comentarios

  1. Nada,no hay nada que hacer… los elementos subversivos del barrio,han convocado una asamblea ( a la que era obligatorio acudir con sudadera negra, rastas o bicicleta en mano ) le han pegado fuego a la pancarta, y dicen que ni hablar, que la Magdalena se seguirá llamando MADALENA, sin “G”, que el inglés es un invento del imperialismo, y el escribir con faltas de ortografía es contracultura, y eso es lo ” Ke mola”, y de preguntar a los vecino, que ni hablar, que eso del referendum y la democracia son cosas del capitalismo. Eso si, una vez acabada la asamblea, y tomado vermouth en los bares simpatizantes del movimiento, cada uno ha cogido su bici y se han ido a sus barrios correspondientes.

  2. Te doy toda la razón, Cardo Borriquero es ” acepción “, a veces el predictivo juega malas pasadas…sobre todo cuando se utiliza por trabajo….pero Magdalena indudablemente es con G de ” gañan”. Todp empeño en cambiar un nombre histórico es una falta de respeto a nuestros antecesores, por muy moderno que parezca.

    • No es lo mismo ni de lejos. Afortunadamente, este articulo es una broma. He entrado pensando que era cierto. A los que residimos aquí desde hace años nunca nos han consultado y el cambiar su denominación no es falta de respeto es despreciar tanto la historia como a sus vecinos.

  3. Es cierto lo del teclado predictivo Madaleno,de hecho intento poner “Magdaleno” y me escribe Madaleno,sin G,todo el rato…

    • Entonces es que el propietario del aparato siempre lo escribe mal. Ya lo dice el refrán ” Cuando el burro es burro, es que el amo lo es más” Tranquilo Cardo, tú continua en tu empeño, escribelo sin G, que las personas cultas ya sacarán sus propias conclusiones…tu eres de los de “cloqueta” y los de ” asín”,

  4. Perdon, pero los tanta discusion, para……. . El nombre no viene de la comida, viene de la iglesia ” Maria Magdalena” o lo que es igual Maria de Magdala (enclabe griego de donde procedia la compañera de Jesus); pido de nuevo perdon y una cosa mas las cosas estan jooodidas pero ¿tanto hambre? y otra cosa esta en España, vale de anglicismos que ellos no tienen el mismo respeto por nosotros. buenas noches.

Dejar respuesta

1 × cinco =